La lectura veloz y el uso de las manos

Si deseas conocer algunos de los secretos sobre la lectura veloz, has llegado al lugar indicado.

En este artículo te contaré cómo usar las manos para poder leer más rápidamente, aumentar la concentración y reducir el tiempo que te lleva terminar un libro, un informe o el periódico, para poder incorporar más información o hacer otras actividades.

La lectura veloz: es tiempo de cambiar

Muchos quieren cambiar la manera en la que leen, porque sienten que les toma demasiado tiempo, que se aburren, que tienen mucho trabajo y no pueden perder sus preciosas horas en leer. Otros, desean aprender las mejores técnicas de lectura veloz porque son amantes de los libros y están en la búsqueda de aumentar sus conocimientos.

Si estás necesitando un cambio en la manera de leer, puedes comenzar hoy mismo con ejercicios sencillos, los cuáles en pocos días te demostraran excelentes resultados. Ser un lector rápido trae muchos beneficios asociados, no sólo el hecho de leer más veloz un texto.

Además, es una ventaja en los negocios, en el estudio y hasta para cuando estás descansando el fin de semana. Imagina que puedes pasar las hojas de un libro en segundos, que leer el periódico no te demandará toda la mañana, que la bandeja de entrada del correo electrónico no tiene mails sin leer o que los artículos e informes pendientes en el escritorio ya no están más. ¿Es una utopía? Nada de ello, pues puede ser una realidad si tienes en cuenta el primer ejercicio, en el que necesitarás la ayuda de tus manos para leer más rápido.

**REPORTE GRATUITO: Cómo Leer Más Rápido en solo 7 Días. ¡Garantizado! Haz Clic Aquí y Descárgalo AHORA

La lectura veloz y el ejercicio de la mano

El principio para obtener una lectura más rápida es que los ojos se muevan cada vez más velozmente. Como cualquier tipo de disciplina, se necesita tener práctica a diario, porque la vista es un músculo más que tiene el cuerpo humano.

No es necesario que hagas movimientos de un lado a otro en tus ratos libres, pero te será de mucha ayuda cuando tomes un texto para leer que los ojos respondan a la perfección.

El trabajo que ellos deben realizar es el mismo que el de un escáner: pasar rápidamente por las palabras y continuar el movimiento. Esto se puede lograr con diferentes técnicas de lectura veloz, sin embargo la más frecuente que se enseña en los principiantes es el ejercicio de la mano o el dedo.

En ese caso, deberás seguir la lectura (esto es cada línea escrita) con la mano, haciendo que se mueva en relación a lo que ya has leído.

Es similar a cuándo buscas algo determinado en una lista, por ejemplo, y te ayudas con un dedo para poder encontrarlo más fácilmente. Lo mismo, pero con párrafos enteros. De esta manera, podrás alcanzar la lectura veloz en breve.

Gracias…
Carlos Gallego – Escritor del Reporte:
“Cómo Leer Más Rápido en SOLO 7 Días”

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Lectura Veloz y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s